domingo, 26 de agosto de 2012

El eterno olvido; de Enrique Osuna

"El mismo día que fallece una persona nace su olvido, apenas apreciable en su incipiente aparición, caprichoso y esporádico luego, firme y robusto con el paso de los años."


SINOPSIS
Kamduki es un juego de Internet que pretende encontrar la persona más inteligente y audaz del planeta. Justo cuando se encuentra inmerso en la resolución de las pruebas, Samuel conoce a dos chicas: Marta y Lucía; una moderna y desinhibida; otra sensual y enigmática. El amor irrumpe en escena, mientras Samuel se va obsesionando con las pruebas a medida que las va superando. No puede sospechar la terrible realidad que esconde aquel diabólico juego, ni que su vida jamás volverá a ser la misma.La sombra del pasado, el amor y la crueldad se entremezclan en una aventura sin retorno en busca de un sueño. El eterno olvido no es solo una novela de amor, intriga y suspense; es la constatación de que lo mejor y lo peor de las personas transitan sobre una línea demasiado delgada.

Un buen día Caminante necesitaba un ebook y, con la ilusión de quien puede elegir sin límite alguno el lugar al que desea viajar, se dio un paseo por su lista de pendientes. Y este fue el destino que escogió. Cuando leí la primera página de El eterno olvido, mucho antes de que ocurriera lo dicho, ya me había atraído por la familiaridad que desprendían los personajes: enseguida me los imaginé, tan naturales como cualquier persona que podría encontrarme por la calle. ¿Tal vez fue esa la época en que aprendí a resolver el cubo de Rubik a través de una serie de pautas y fue por eso que me atrajo de esa forma?  No lo recuerdo; el caso es que me cautivó esa primera escena: el abuelo, la nieta y el cubo de Rubik. Así es como empieza El eterno olvido.

La cosa va de juegos. Si el cubo de Rubik fue decisivo para el primer contacto (el momento en que decidí que debía leer la historia), el ajedrez fue una segunda coincidencia.  Mi padre me enseñó a jugar al ajedrez cuando era pequeña, pero siempre desde un punto de vista práctico, a base de razonar movimientos. Nunca conocí los aspectos más teóricos, las jugadas más comunes, y términos como "la defensa india" y similares me eran ajenos hasta hace poco. Desde entonces, por circunstancias de la vida, ha habido momentos en que el ajedrez se ponía de moda en mi vida y entonces jugaba unas cuantas partidas. Pues bien, cuando empecé la lectura de El eterno olvido me hallaba en una de esas "épocas ajedrecísticas". ¡Era como una señal! 

En fin, que se trata de una novela en que toman especial protagonismo los juegos de habilidad y de lógica, el principal de ellos, Kamduki. Kamduki no es como me lo imaginé la primera vez (una especie de complicado juego futurista), sino más bien un concurso en el que cualquiera de nosotros, que estamos en contacto con esa gran red llamada Internet, podríamos vernos envueltos. En la primera parte de la novela, van apareciendo distribuidos a lo largo de la trama una serie de enunciados (acertijos y problemas de lógica e ingenio) que el lector se empeña en revolver por sí mismo. Algunos pueden resolverse fácilmente, otros podrían conseguirse de no ser porque el lector está más preocupado por continuar leyendo y no le apetece detenerse a pensar ni un ratito. Sin embargo, Kamduki se va complicando hasta llegar a un punto en que sólo los intrépidos protagonistas son capaces de superar sus complicadas pruebas. Es uno de los aspectos menos realistas de la novela: la pasmosa "facilidad" con la que los protagonistas revuelven  acertijos muy enrevesados

En un primer momento me costó pillar el hilo principal de la trama. Me lié algo con los personajes; de hecho, una vez terminado el libro había algo que no me cuadraba y, al volver atrás, descubrí que había leído unas cuantas páginas pensando que se trataba de un personaje y resultó ser otro. Mea culpa, ¿será que los nombres en castellano son tan comunes que todos me parecen iguales? ¿O que leía tan rápido que no asimilaba? Porque, a pesar de esos cambios de personaje que al principio me resultaban tan confusos, la historia seguía siendo adictiva. Al final, afortunadamente, la novela y yo nos reconciliamos y todo quedó en un pequeño malentendido. 

Hablando de personajes, quisiera hacer especial mención a dos. Primero, por supuesto, a la inteligente Noelia. Excepto en pequeños detalles, me han encantado su carácter, su espiritualidad y su forma de pensar. ¡Es el tipo de persona que me gustaría ser "de mayor"! Cierto que alguien tan perfecto en algunos aspectos corre el peligro de caer mal al lector, pero no ha sido mi caso. El segundo personaje que me ha cautivado ha sido... no, el protagonista no: ha sido Bermúdez, un adorable cascarrabias malhablado. Su aparición no es muy estelar, pero sin duda va ganándose el cariño poco a poco.

Aunque tal vez necesita un repaso para corregir algunos errores gramaticales, se trata de casos puntuales. Por lo demás la prosa es sencilla y destaca por unos diálogos que me han parecido muy reales. Los personajes se relacionan de forma muy natural y además mantienen entre ellos interesantes debates sobre temas polémicos muy actuales, lo cual adereza de forma eficaz la trama principal. Esta última va tomando más relevancia a medida que avanza el libro, y mantiene poderosamente el interés del lector. Sí, he retomado la peligrosa costumbre de andar por la calle sin mirar por dónde voy, con la vista pegada al ebook.

El final no es el punto fuerte de El eterno olvido, tal vez cojea un poco, hay dudas acerca del futuro que quedan en el aire... Suelo dar mucha importancia a los finales, pero en este caso no me ha afectado demasiado, porque creo que el transcurso de la historia (fresca y con muchos ingredientes, incluido el amor, aunque no haya hablado mucho de él) es capaz de eclipsar ese defecto en su desenlace. 

------------
*Pinchar aquí para acceder a El eterno olvido en Amazon.
**Pinchar aquí para acceder al blog del autor (ofrece su novela gratuitamente).

domingo, 19 de agosto de 2012

Siente las palabras

Un vídeo en el que las palabras se confunden con la imagen de lo que designan.
Para dejarse envolver por la combinación de formas y sonidos.
¿Con cuál te quedas?

sábado, 18 de agosto de 2012

Te miento, te sigo y te inspiro

Que no, que no se me había olvidado, ¡aunque seguro que sí a quienes me nominaron! Gracias a Sara, que se pasa la vida Literariamente hablando, y a Sileny, a cuyo agapornis Petrie también le gustan los libros, aquí va una de confesiones para que me conozcáis un poquito mejor (o no).

Premio 3 mentiras
Nombrar a quién te lo otorgó.
Decir 3 mentiras y 3 verdades.
Premiar a 10 blogs que formen parte de ti.
3 mentiras:
- Mentir es mi mayor pasión y, afortunadamente, tengo una gran habilidad para conseguir que los demás me crean cuando lo hago (nunca se me nota en la cara).
- ¡Mañana estreno una sección de entrevistas en el blog! En mi primera entrevista, nada más y nada menos que el mismísimo George R. R. Martin nos contará un poco acerca de su siguiente libro, adelantándonos algunas pistas sobre el final... ¡Estad atentos!
- Todos los sueños se hacen realidad.

3 verdades:
- Si en la vida hay que plantar un árbol, escribir un libro y tener un hijo, sólo he vivido 1/3 de la misma. Pero tengo intención de llegar a 3/3.
- A todo esto, el 3 es mi número fetiche, fijaos en que a la 3ª va la vencida, los Reyes Magos eran 3, el Dragón de los Targaryen tiene 3 cabezas y... bueno, os prometo que tuve razones más serias, pero ahora no las recuerdo. 
- Si quieres que te diga la verdad, no se me ocurre otra verdad.

Premio al buen seguidor
Responder a las preguntas de quien te nomina.
Hacer tú 11 preguntas.
Nominar a 11 personitas.
11 respuestas:
- ¿Sabes reaccionar ante situaciones extremas? Hay tantas clases de situaciones extremas... Esta pregunta es de las difíciles, ¡debería ir al final para al menos estar un poco entrenada! Una parada cardiorrespiratoria es un ejemplo de situación extrema ante la que debería saber reaccionar, y estoy segura de que me pondría tan nerviosa que ni siquiera me acordaría de cómo se hace una RCP*. En fin, menos mal que no soy un personaje de novela y no he vivido muchas situaciones extremas. 
- ¿Qué tienes a tu izquierda? Una impresora, varios libros de texto, el netbook, el móvil... pero pasemos a lo interesante: el libro de Festín de Cuervos, cuya relectura me he impuesto antes de ponerme con Danza de Dragones. ¿Soy muy masoca?
- ¿Zurdo/a o diestro/a? Diestra.
- ¿De qué color tienes el pelo? Castaño oscuro. Algunos dicen que negro, pero desde chiquitita me han dicho que castaño oscuro, y decirme que lo tengo negro es como cambiarme el nombre (¡es que no lo tengo negro!).
- ¿Y los ojos? Igualitos que el pelo (uno marrón y el otro marrón).
- ¿Conduces? No.
- ¿Cuál es el coche de tus sueños? En mis sueños no  hay coches.
- ¿Y tu casa? La casa que hay en mis sueños ha sido remodelada varias veces. Al principio era grande, con jardín, piscina y todas las comodidades, lo típico que todo el mundo quiere tener. Ahora soy más realista y me conformo con un pisito acogedor en una zona tranquila, donde haya mucho verde, o bien una pequeña casita con un pequeño jardín. Lo que sea con tal de que sea tranquilo y acogedor... 
- ¿Sabes nadar? Sí, pero lo hago como los perros y, si me pillas inspirada, como las sirenas.
- ¿Compartes la afición de leer con alguien de casa? Sí, mi progenitora.
- ¿Has viajado alguna vez en avión? Sí: a Tenerife, Irlanda y Reino Unido.

*Reanimación Cardiopulmonar.

11 preguntas:
- ¿Prefieres la literatura española, la extranjera, o ambas por igual?
- ¿Cómo definirías el género de literatura "fantástica"?
- ¿Te gustan las historias en las que mueren uno o más protagonistas más que aquellas en las que esto no ocurre?
- ¿En qué parte de tu casa sueles leer?
- ¿Cuándo y de qué te disfrazaste la última vez que lo hiciste?
- ¿Alguna vez has soñado con algún personaje de ficción?
- ¿Cuál fue la última canción que escuchaste?
- ¿Sabes distinguir unos pájaros de otros por su canto o darles nombre según el color de su plumaje?
- ¿Vives en un pueblo o en una ciudad?
- ¿Alguna vez has mantenido una conversación en inglés con un nativo?
- ¿Alguna vez has hablado con una persona famosa o con un escritor?


Premio "Tu blog me inspira"
Enumerar cinco hábitos extraños.
Escoger otros 15 participantes, añadir el link a su página y dejar un comentario en la misma.
Los 15 elegidos dejarán un comentario en el blog donde recibieron el premio y tendrán que mencionar a la persona que los nominó, incluyendo el link de su blog. 
 
5 hábitos extraños:
- Incluso sabiendo que no voy a poder leerlo, siempre llevo un libro o ebook en mi bolso/mochila (excepto  en las trágicas ocasiones en que lo olvido y me dejo un trozo de mí misma en casa).
- Nunca arranco hojas de un cuaderno si puedo evitarlo. Me da pena separarlas unas de otras. Qué, ¿os gustaría que os separaran de vuestra familia? Bueno, si supiera que alguna hoja se lleva mal con las demás... me lo pensaba.
- Un hábito recientemente adquirido: prefiero ver todas las series y películas en inglés en versión original, incluso cuando voy al cine. 
- Al comer, siempre selecciono un poco de cada elemento del plato, los reúno y aparto todos a un lado, junto a un trocito de pan. Ése es el bocado final. 
- Cuando me cruzo con alguien conocido suele darse la circunstancia de que, mientras él me dice "hasta luego", yo le saludo con un "hola". Nunca sé cuál es la forma correcta...

Sé que no he seguido las normas en cuanto a lo de nominar; muchos de vosotros ya habréis sido nominados a estos premios. Todos los que me leéis sois merecedores de ellos, así que podéis tomarlos para adornar vuestras estanterías, o si lo preferís contestad a mis preguntas y contadme en vuestros comentarios vuestras mentiras y vuestras verdades, vuestras inquietudes y excentricidades. ¡Será divertido y me hará ilusión conoceros un poco más!

martes, 14 de agosto de 2012

Los renglones torcidos de Dios; de Torcuato Luca de Tena

"-¿Fue usted misma quien preparó los venenos?
-Es usted tenaz, doctor. De haberlo querido hacer, tampoco hubiera podido. Pues lo ignoro todo acerca de los venenos.
-¡Realmente extraño en una licenciada en Químicas!
-Doctor. No sería imposible que durante mi estancia aquí tuvieran que operarme de los ovarios. ¿Sería usted mismo quien me interviniese?
-Imposible, señora. Yo no entiendo de eso.
-¿No entiende usted? ¡Realmente extraño en un doctor en Medicina!
-Mi especialización médica es otra, señora mía.
-Señor mío: mi especialización química es otra también."
SINOPSIS
Alice Gould es ingresada en un sanatorio mental. En su delirio, cree ser una investigadora privada a cargo de un equipo de detectives dedicados a esclarecer complicados casos. Según una carta de su médico particular, la realidad es otra: su paranoica obsesión es atentar contra la vida de su marido. La extrema inteligencia de esta mujer y su actitud aparentemente normal confundirán a los médicos hasta el punto de no saber a ciencia cierta si Alice ha sido ingresada injustamente o en realidad padece un grave y peligroso trastorno psicológico.
Hace mucho, mucho tiempo, una amiga me recomendó este libro, pero cayó en el olvido durante años hasta que, un buen día, viendo las buenas críticas que se llevaba, me atreví con él. Lo empecé confiando en que no me decepcionaría, y así ha sido.

La edición dispone de un prólogo que explica pormenores acerca del proceso de escritura y la afición de Luca de Tena a los temas psiquiátricos, que encuentra su punto álgido con esta novela. Como muchos sabréis, el autor quiso ingresar en una clínica psiquiátrica como si de un enfermo se tratase, para documentarse a conciencia. Vallejo Náguera cuenta una conversación que tuvieron al  respecto:

V.N.: Puedes ingresar voluntariamente en una clínica psiquiátrica para una cura de reposo, que te vendrá muy bien, y de paso te ambientas.
L. de T.: No me sirve una clínica privada. La novela ocurre en un gran hospital psiquiátrico del Estado.
V.N.: Creo que también puedo arreglarlo. Pide ingreso voluntario para observación, en habitación de pago para no estafar al estado y, mientras los médicos lo piensan, tienes unos días para observarlos a ellos y a sus enfermos, que es lo que deseas.
L. de T.: No, no me has entendido, quiero ingresar como si fuese un enfermo. Pasar por todos los trámites habituales de inscripción, obstáculos burocráticos, desconcierto, no tener una mano amiga ni un punto de apoyo. Todo lo que imagino ocurre a los enfermos. Quiero vivirlo.
V.N.: Eso ya es más complicado, tanto legalmente como para la relación personal con mis colegas. Hablaré con el director...
L. de T.: Sigues sin comprender. No quiero que hables con el director. Debo entrar con un certificado, en ingreso no voluntario, y de incógnito, con nombre supuesto, para que la situación sea totalmente auténtica, con todos sus riesgos y penalidades.

A V.N. cada vez le gustaba menos la cosa, así que L. de T. se las arregló él solito, y consiguió permanecer nada menos que 18 días en un hospital psiquiátrico.
Después de ese prólogo tan interesante y anecdótico, se suceden tantos capítulos como letras tiene el abecedario, cada uno "numerado" con una de ellas y cada uno, también, con su propio título. El primer capítulo tuvo ya la virtud de engancharme a la lectura. Maravillada me dejó con los sublimes diálogos protagonizados por Alice Gould. Diálogos inteligentes que al mismo tiempo ponían de manifiesto la fuerte y compleja personalidad de la presunta loca. Las primeras páginas volaron, pues, más deprisa de lo que esperaba. 

Hubo un momento que se me hizo lento y ligeramente pesado. El narrador empieza a describir a los distintos personajes que habitan en el manicomio, con sus peculiares manías y formas de relacionarse unos con otros. Al principio es entretenido, pero paulatinamente se hace pesado leer una y otra vez acerca de sus excentricidades. Pensándolo bien ahora, la clave de la pérdida de ritmo radica en que Alice Gould adquiere en esta parte de la narración un papel pasivo. Se echa de menos su ingenio, aunque descubrimos su parte más humana.

Después la historia remonta el vuelo, con una línea argumental intrigante que mantiene al lector en un estado de continua duda. Admiro la forma en que Luca de Tena ha combinado los diálogos y los hechos y los ha narrado, de forma que cuando parece que Alice está definitivamente loca, ocurre algo que hace tambalear nuestras convicciones. ¿Se están equivocando al mantenerla retenida como una enferma? ¿Es, tal como dice ella, una detective infiltrada en el manicomio para investigar un crimen? Estamos seguros de que es así, pero de repente ocurre algo que contradice nuestras teorías. El autor no nos da tregua. Si queremos saber qué esconde Alice Gould detrás de esa apariencia de mujer exquisita, sensible e inteligente (y un poco creída), tendremos que llegar a la última página. 

La narración es pues psicológicamente trepidante, aunque la mayor parte de la acción se desarrolla en el único escenario del sanatorio mental. Me gustó el narrador omnisciente, que salta de un personaje a otro permitiéndonos ver atisbos de lo que piensa cada uno, aunque siempre más centrado en Alice.

El final es, tal como varios opinan, el que tiene que ser. Un desenlace justo que ata los hilos con holgura suficiente para dejar satisfecho al lector y, al mismo tiempo, permitir que un pequeñísimo poso de incertidumbre revolotee aún en su mente.

4,5

Como curiosidad os dejo la película, mexicana, que he encontrado íntegra en youtube. Sólo he visto un fragmento, y no creo ni mucho menos que pueda llegar a la altura del libro, ya que éste tiene numerosos elementos psicológicos que no pueden reflejarse de manera audiovisual. Ya sólo el personaje de Alice Gould, por lo poco que he visto, pierde bastante profundidad.

domingo, 12 de agosto de 2012

La Milana Bonita: letras escritas en las ondas

"Buenos días. Tomad sitio y guardad silencio porque acabáis de entrar en una sala de lectura, en un lugar en el que las palabras cobran vida y en el que los personajes nos hablan."
www.lamilanabonita.com
La Milana Bonita es "un programa radiofónico de fomento a la lectura, en el que cada semana se analizan diferentes clásicos de la literatura universal". Si os atrevéis a tomar asiento en esta sala de lectura, bajo un árbol en cuya copa no paran de florecer letras (a veces algunas caen y empiezan a bailar en remolinos por alrededor), Samuel, Nacho, Edu, Sergio y Víctor no os decepcionarán.

Desde que descubrí el mundo de los podcasts y empecé a usarlos para hacer más llevaderas mis horas de labores domésticas, viajes en coche y demás situaciones en las que no se puede leer, La Milana Bonita se convirtió en uno de mis entretenimientos favoritos. Gracias a este programa, ¡podía ver las letras con los oídos cuando era incapaz de hacerlo con los ojos!

Los artífices de este podcast no sólo analizan un libro en cada emisión, sino que además diseccionan la vida de su autor. Por si eso fuera poco, nos enseñan vocabulario y gramática de una forma amena y divertida, nos sumergen en el contexto de la historia en Textos con Contexto, se atreven a asignarle una banda sonora en Bandas de Libros y, finalmente, nos sirven una buena ración de Recomendaciones. Todo ello entre risas y de un modo tan natural que a veces uno se olvida de que está solo y parece que participa en una amistosa tertulia. 

Recuerdas el libro que leíste aquel día lejano de tu niñez, profundizas en ese otro del que disfrutaste el año pasado, o decides ver si los de la Milana te animan a embarcarte en la lectura de aquel que, desde hace tiempo, te espera en la estantería. Ríes cuando ríen (cuidado que no te vea nadie reír solo), participas en los "concursos" de La Palabra Escondida y aprendes Hablar y Escribir Bien

Escuchad la Milana cuando os apetezca hablar de literatura y no tengáis con quién. Escuchadla cuando os apetezca vivir aventuras entre letras pero tengáis los ojos demasiado cansados para leer. Escuchadla mientras conducís, mientras cocináis, mientras corréis, mientras paseáis. ¡Apagad la televisión y encended el reproductor!

Como ellos dirían: ¡la revolución ha comenzado!




En octubre empieza la siguiente temporada. ¿Qué nuevos títulos nos tendrán preparados?

Entradas relacionadas

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...