jueves, 11 de diciembre de 2014

El arte de volar; de Antonio Altarriba (guión) y Kim (ilustración)


SINOPSIS 
Premio Nacional de Cómic 2010 
Dos grandes autores al servicio de una gran historia. Antonio Altarriba al guión y Kim en el dibujo componen un extraordinario fresco de lo que fue el siglo pasado en España. Partiendo de la historia de su propio padre, Altarriba saca lo mejor de su buen hacer narrativo y Kim demuestra, más y mejor que en ninguna otra de sus obras, que es uno de nuestros grandes dibujantes. El relato, extraordinariamente conmovedor, no da respiro al lector no sólo por los acontecimientos narrados -los más decisivos de nuestro siglo XX- sino por la intensidad con la que son presentados. Estamos ante una obra magistral que da cuenta de la Historia y que, sin lugar a dudas, hará Historia.

Esta es una sorpresa agradable más en el mundo de la novela gráfica. Yo no sabía de su existencia hasta que Mientrasleo me la mencionó, y entonces acudí a Google y me gustó lo que vi, y entonces acudí a Biblioteca Pública y me volvió a gustar, porque ahí lo tenían. Así que lo saqué en la siguiente visita, y lo primero que me sorprendió fue su enormidad, que por los pelos me permitió meterlo en la mochila.

Son dos los artistas españoles que dan vida (vuelven a dársela) a Antonio Altarriba: su hijo homónimo se encarga del guión, y Joaquim Aubert Puigarnau (más conocido como Kim, historietista de la revista El Jueves) de la ilustración. Se trata de todo un retrato de la vida de un hombre en la España del siglo anterior. Una vida que podría parecerse mucho a la de nuestros abuelos, pero todo depende de la edad que tengamos (en mi caso, es así). Aunque lo cierto es que vivió de todo: dicen que la vida de cualquiera podría dar lugar a una novela, pero la de Antonio Altarriba parece especialmente apta para ello. 



El suceso que motiva la escritura de El arte de volar es el vuelo (así lo llamaba él) que emprende al fin el anciano desde la ventana de la residencia geriátrica donde vivía. Su hijo se embarca entonces en la tarea de escribir el guión de su biografía, basándose en los recuerdos escritos por su padre durante la depresión de sus últimos años.

La historia comienza y termina por ese suicidio, pero lo vivimos de forma distinta al principio que al final, cuando ya sabemos el camino recorrido para llegar a él. Antonio (el hijo) y Antonio (el padre) se van fusionando durante las primeras páginas a través de un bonito baile de palabras, terminando por convertirse el narrador testigo en uno en primera persona.

Después de ese prólogo regresamos al pasado para acompañar a Antonio desde (casi) el principio de su vida. Los días de niñez de Antonio en Peñaflor, el pueblo donde vivía y trabajaba el campo, no terminaban de entusiasmarme. Me desilusioné un poco, pero pronto la historia empezó a coger fuerza y me di cuenta de que no me iba a aburrir. No hay lugar para la monotonía en una novela que habla de tantas etapas y que toca tantos temas: campo y ciudad, trabajo duro, guerra, amistad, Historia, pérdida, amor y desamor, infidelidad, negocio, honradez, soledad, felicidad y desilusión, nostalgia, regreso, juventud y vejez... 



La palabra "volar" no es sólo una forma suave de referirse al suicidio, sino que también adquiere otros significados. Por ejemplo, Antonio era un gran apasionado de la mecánica y de la conducción, a las que se dedicó en distintas etapas de su vida y que también llegaron en ocasiones a hacerle volar, en un sentido más positivo.

Y el final regresa al principio: los últimos días de Antonio en la residencia se reflejan con gran sensibilidad, cediendo protagonismo a otros ancianos que aportan un punto conmovedor y otro de crítica a la forma, a veces tan desapasionada, del trato a los mayores.



Pese a tratarse de una historia en formato cómic tiene un contenido considerable de texto. Quizá por esa razón o quizá porque, al no ser el autor de las letras el mismo que el de las ilustraciones, cada uno le pone más mimo a su creación, se nota que la narración está bastante cuidada y llena de mensajes. Asimismo, las ilustraciones cumplen a la perfección, contribuyen a imprimir realismo a la novela y, como señala en el prólogo otro Antonio (esta vez el teórico del cómic Antonio Martín Martínez), consiguen adaptarse y dar cobijo digno a esa ingente cantidad de letras.

Es difícil que decepcione El arte de volar, porque hay lugar para la acción y también para el sentir. Yo creo que lo tiene casi todo.

------------
Creo que con este vídeo (o simplemente, con un pequeño fragmento del mismo) os podéis hacer una idea bastante completa de lo que podéis encontrar en El arte de volar:


PS: Últimamente me encontraba mucho por Facebook la portada de una novela gráfica titulada Yo, asesino que, a parte de por ser el "gran premio de la crítica francesa 2015", no me llamaba mucho la atención. Cuando me dio por fijarme mejor, vi que uno de los autores era el mismo Antonio Altarriba (hijo).

7 comentarios:

  1. Me cuesta un montón animarme con la novela gráfica por lo que no creo que llegue a leerlo
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Ya sabes mi opinión sobre este cómic. Me alegra mucho que te haya gustado
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues tenía yo el recuerdo equivocado de que no lo habías leído porque no te atrevías, pero acabo de releer los comentarios y ya me he aclarado. Gracias por recomendármelo =)

      Eliminar
  3. Cómo me alegra ver una reseña de cómic por aquí! Es uno de mis favoritos:cuando lo leí no sabía que esperar y me sorprendió muchísimo su lectura. Totalmente recomendable. 1beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Lo has leído? Y yo sin oír hablar de él. Debe ser que estaba entretenida con los libros y no me fijaba en estas cosas. Me ha pasado como a ti, me ha sorprendido. No suelen irme mucho este tipo de historias, pero en cómic sí que me ha gustado. Besos!

      Eliminar
  4. Que sepas que por ti me fui ayer a la biblioteca y me traje alguna que otra novela gráfica, una la mar de curiosa. Me gusta mucho este género así que me encanta que nos hables de estos libros. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso se llama retroalimentación jaja Porque yo empecé a leerlos, entre otras cosas, por tu culpa... ¿Y cuáles, cuáles te trajiste? =)

      Eliminar

Entradas relacionadas

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...